Las tortugas de agua son animales maravillosos, y si estás pensando adoptar una como mascota, como bien se viene haciendo en gran parte del mundo, por parte de niños, adolescentes y adultos, con toda seguridad, no te arrepentirás, ya que entrarás al mundo fascinante de éstos reptiles “exóticos” cada vez más comunes en nuestras casas y hogares.

Sin embargo, al adoptar una tortuga, contraerás una obligación y responsabilidad, como con cualquier otra mascota, o incluso mayor, ya que hay que informarse muy, muy bien al respecto. Esperamos que además siempre prefieras adoptar una tortuga de un centro de acogida.